La Comunicación Corporativa necesita profesionales creativos


Si por algo se caracteriza la comunicación corporativa es por ir de la mano de la innovación. No se pueden enviar siempre las mismas notas de prensa corporativas con datos, ni cansar a los clientes con vídeos aburridos. Las redes sociales no pueden mantener tampoco una sensación de oficialidad, ya que esto haría que los usuarios no se sintieran identificados con las marcas, y no tuvieran suficiente engagement.

En el mundo actual existe una enorme cantidad de datos que sobrepasa a los usuarios. Ante esto, a las empresas no les queda más remedio que apostar por nuevos métodos más originales y creativos para comunicarse con el público, y establecer una conexión con él.

Cuando la comunicación corporativa se convierte en un concepto “mágico”

La necesidad de diferenciación de productos/servicios respecto a competidores, de convertirse en “love brand” para fidelizar y de crecer en notoriedad en nuevos mercados, hace de la comunicación corporativa un instrumento indispensable dentro de las estrategias de negocio y marketing de toda gran empresa.

Cada empresa y cada sector presenta una serie de particularidades, por lo que la mejor opción es ponerse en manos de expertos en imagen corporativa, que analicen esas peculiaridades y orienten a las compañías para que consigan los mejores resultados posibles, empleando todos los beneficios que aporta el marketing en este aspecto.

Existen ya negocios especializados en comunicación corporativa, que dan todo un abanico de posibilidades gracias a sus técnicas más innovadoras, que logran atraer la atención del público. Aun así, teniendo todo esto en cuenta, las marcas cada vez demandan más perfiles creativos dentro de sus departamentos de comunicación.

La importancia de realizar un Máster en Comunicación Corporativa

No cabe duda de que desde que aparecieron los medios digitales, el mundo avanza a un ritmo vertiginoso, desconocido hasta ahora. Hoy día las personas viven en un entorno completamente distinto en relación con su forma de comunicarse, entretenerse, comprar, etc., lo que favorece la formación de nuevos perfiles profesionales especializados en estos comportamientos y en el que tiene mucho que ver la comunicación corporativa.

Teniendo en cuenta lo anterior, tanto perfiles para agencias como para clientes finales son cada vez más demandados en el sector de la comunicación.

Por esa razón, los profesionales de las empresas tienen que presentar una formación que les permita adaptarse a este escenario cambiante. Para ello pueden realizar una Maestría en Comunicación, que les dé la posibilidad de saber cómo destacar y sacar el máximo provecho a las comunicaciones, en un mercado repleto de información.

Esa necesidad de sobrevivir, y saber cómo reaccionar en cualquier momento a los cambios que impone el panorama actual, se traslada también al sector del marketing. En efecto, los profesionales de este ámbito están cada vez más necesitados de nuevas habilidades.

Y como muestra, un botón

En estos tiempos no basta ya con estudiar una carrera universitaria, sino que se hace necesario seguir aprendiendo a cada paso, a lo largo de todo el camino, para estar siempre a la vanguardia de lo que está por venir.

Esto es lo que ha querido hacer ver un experimento consistente en un MUPI (Mobiliario Urbano como Punto de Información), en cuyo interior se ha introducido la portada de un libro de marketing con injertos de moho. Según iban pasando los días, los hongos iban creciendo sobre la portada, de forma que esta quedaba completamente cubierta de podredumbre, ante la sorpresa de los viandantes. La intención de impactar al viandante queda clara y es un ejemplo de cómo la buena creatividad puede generar notoriedad y publicidad más allá de las inversiones que la marca realice.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *